fbpx

La ecología se escribe con tres “R”: reducción, reutilización y reciclaje

Reducir, reutilizar y reciclar

Desde 1950, muchas empresas han invertido grandes sumas de dinero en estrategias de venta para convencer a los consumidores de que deben comprar sus productos con regularidad.

El planeta está habitado por unos 7.000 millones de personas que compran y eliminan residuos todos los días, creando un ciclo interminable que trae consigo altos niveles de contaminación

Además, la producción de todos estos productos por parte de la industria emite gases y sustancias que, sin darse cuenta, empeoran el medio ambiente.

También vemos que los recursos naturales se agotan porque no hay una gestión consciente de ellos. Mientras que la contaminación generada por la industria está perturbando el equilibrio del ecosistema.

El resultado es claro y obvio: estamos enfrentando los efectos del cambio climático.

Las tres R en detalle

Las tres R en detalle

El principio ecológico de las 3Rs, más conocido como el principio de las 3Rs o simplemente 3Rs, es un enfoque popularizado por Greenpeace.

El objetivo principal de la propuesta es desarrollar hábitos de consumo responsable.

El consumo responsable se refiere a las estrategias que deben aplicarse a la gestión de los desechos, desarrollando estrategias para maximizar el uso de cada material y dando prioridad a la reducción de la cantidad de desechos generados.

En 2004 se celebró la 31ª cumbre del G8, en la que el Primer Ministro del Japón, Koizumi Junichiro, presentó un proyecto en el que podrá llevar a la sociedad a una vida en la que el reciclaje sea el héroe.

En abril de 2005, una reunión de ministros en representación de los Estados Unidos, Francia, Alemania y otros 20 países examinó la forma de aplicar las 3 R a nivel internacional.

Es importante entender y reconocer cómo los hábitos de consumo que desarrollamos a diario se relacionan con el impacto negativo que tienen en el medio ambiente.

Por lo tanto, es urgente que creemos una conciencia de cómo nuestras acciones pueden profundizar los problemas de contaminación o ayudar a reducirlos.

Ahora explicaremos en detalle en qué consiste cada una de las tres R y cuál es su impacto ambiental.

Reducir

Reducir

La reducción de la contaminación reduce el impacto ambiental. Esta reducción se logra en dos niveles: reducir el consumo de recursos y energía y evitar el uso de materiales desechables.

Ayuda a reducir esto comprando productos que no tienen empaque, tratando de no comprar productos con químicos, y comprando sólo lo que necesitamos en casa para no tirar productos que son dañinos para el medio ambiente.

Al comprar menos productos se reduce la cantidad de energía, agua y materias primas utilizadas para producirlos.

A su vez, reducen las emisiones de dióxido de carbono que se producen durante el transporte de cada producto al punto de venta y minimizan la contaminación resultante de su eliminación.

Actividades como el uso de bolsas de material reutilizable o la impresión por ambas caras de una hoja de papel detendrán la tala intensiva.

Reutilización

Reutilizar

La segunda “R” es la reutilización de cualquier objeto para reutilizarlo.

Todos los materiales tienen más de un uso, ya sea que los repares para el mismo uso o te preguntes qué otra función realizarían en tu casa, oficina, escuela o cualquier otro lugar.

Esta última estrategia incluye la compra de artículos usados. De esta manera, el producto obtiene una nueva aplicación y la compra de nuevos productos es limitada.

Si todos empezamos a usarlos de nuevo, las empresas tendrán que reducir sus niveles de producción, reduciendo así las emisiones de su producción

Si reduce sus hábitos de consumo, tal y como se define en la definición de consumo sostenible, será fácil empezar a reutilizar los artículos que tira durante la noche, adaptándolos a los que necesita en casa

Reciclaje

Reciclar

Esta es la R más popular, ya que muchas compañías han optado por producir productos reciclables. El reciclaje consiste en utilizar una instalación de la misma manera que su función original o utilizarla para producir otro producto.

Hay muchas razones para reciclar: se conservan los recursos naturales, se reduce el nivel de contaminación, se prolonga la vida de las instalaciones independientemente de que tengan otros usos.

También ahorra energía, frena la deforestación y ayuda a eliminar el espacio ocupado por los desechos y el riesgo de que terminen como escombros flotantes en cualquier masa de agua.

También puedes ayudar en casa separando los productos que pretendes quitar.

No sólo hay que encontrar una nueva aplicación para ellos, sino que también pueden ser eliminados en contenedores ecológicos. Hay que tener en cuenta el tipo de material y poder reciclarlo para su reutilización.

Si tienes restos de comida en casa, el compostaje es la forma en que estos restos se reciclan para que las plantas absorban los nutrientes que estos alimentos tienen.

¿Por qué deberíamos adoptar este principio en nuestras vidas?

Adoptar las tres r en nuestras vidas

La aplicación del principio ambiental de las 3Rs tiene un impacto positivo en el medio ambiente, reduciendo las emisiones de gases que contribuyen al efecto invernadero y a la contaminación del planeta.

Además, es un beneficio económico ya que reduce los gastos innecesarios y utiliza material reciclado en lugar de extraer la materia prima de la naturaleza.

Por otra parte, este modelo de consumo y sostenibilidad tiene la capacidad de funcionar durante muchos años para lograr una mayor reducción de la contaminación en el medio ambiente.

Los productos que promueven las tres R

Productos que promueven las tres R

Hay tiendas especializadas en la venta de productos orgánicos para diferentes aspectos de nuestras vidas.

Greenuso es uno de ellos. En nuestra tienda online encontrará una amplia gama de productos orgánicos que, además de ayudarle en su vida diaria, no causan ningún daño al medio ambiente.

La mayoría de los productos están hechos de materiales respetuosos con el medio ambiente. Fibras de caña, bioplásticos hechos de almidón de maíz, cartón y papel reciclados, hojas de palma y bambú son algunos de estos materiales.

Estos materiales se utilizan para hacer platos, cubiertos, vasos, bandejas, pajitas, servilletas, termos, bolsas ecológicas y muchos otros productos.

Dependiendo de la materia prima y del tipo de producto que elija, podrá reducir, reutilizar o reciclar.

Por ejemplo, la vajilla de la caña de azúcar es 100% biodegradable. Los vasos de bioplástico PLA son compostables y nuestras cajas de cartón pueden ser totalmente recicladas.

Como un servicio de tienda de primera calidad, tenemos un proceso para personalizar los productos que se consiguen en la tienda online de Greenuso.

La personalización de productos es ideal para dar un carácter especial a celebraciones de gran importancia e interés, como bodas, bautizos, aniversarios o cumpleaños.

Si quieres conocer los diferentes productos que te ayudarán a mejorar tu vida, visita nuestra tienda en línea y ve todas las opciones que tenemos para ti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *